Esta página está a su disposición también en: Inglés, Francés

Centenares de miles de personas han escapado del norte de Irak.

Centenares de miles de personas han escapado del norte de Irak.

Caritas Irak está distribuyendo ayuda alimentaria, ropa de cama y kits de higiene a unas 2000 familias iraquíes que escaparon de sus casas tras las violencias registradas en el norte del país.

Los violentos enfrentamientos entre grupos armados se intensificaron durante el pasado mes de junio, causando desplazamientos en masa de más de 400.000 personas, que salieron de Mosul, la segunda mayor ciudad iraquí, así como de otras localidades, hacia el Kurdistán. Los cristianos iraquíes fueron uno de los grupos mayormente afectados.

Los cristianos abandonaron también Mosul en grupos numerosos: “Se puede contar ahora con los dedos de una mano el número de familias cristianas que no se han desplazado”, cuenta un miembro del personal de Caritas Irak.

La situación es más tranquila ahora en Mosul, aunque se siguen registrando violentos enfrentamientos en otras áreas.

“Los desplazamientos desde Mosul han ido disminuyendo desde el principio de la crisis, sin embargo, las condiciones en los alrededores son muy difíciles”, dice el personal de Caritas Irak. “Hay extensas áreas que carecen de electricidad, agua y otros servicios principales”.

Bombardeos y enfrentamientos en Qaraqosh han causado el desplazamiento de 15.000 personas y otras muchas quedaron bloqueadas en los puntos de control. Los desplazados se encuentran alojados en Iglesias o en casa de familiares.

Caritas está distribuyendo alimentos, ropa de cama y artículos para la higiene a los desplazados por la violencia.

Caritas está distribuyendo alimentos, ropa de cama y artículos para la higiene a los desplazados por la violencia.

Qaraqosh es el corazón cristiano del norte y allí viven 40.000 cristianos. Está a unos 30 km de Mosul. Caritas tuvo que cerrar su oficina de Qaraqosh, por motivos de seguridad.

La gente vive en campamentos, iglesias, mosqueas o junto la población local. El personal y los voluntarios de Caritas Irak del norte distribuirán ayuda a otras 1000, además de las 2000 que ya recibieron asistencia.

Caritas ayuda a la población sin tener en cuenta sus creencias religiosas.

El Papa Francisco ha exhortado por la paz y la política del diálogo y ha reafirmado que ulterior violencia nunca traerá esperanza y paz. Caritas Francia (Secours Catholique) ha lanzado una petición en inglés y francés exhortando a la UE para que ratifique el Tratado sobre Comercio de Armas, como una manera de detener el flujo de armas en la región.

[Tweet “Retweet #StopArms2Iraq and sign @caritasfrance petition http://chn.ge/1rT636d “]