Caritas observa el Día de la Cobertura Universal de Salud

We must attend to the social, emotional and spiritual needs of all those facing health challenges.

We must attend to the social, emotional and spiritual needs of all those facing health challenges. Photo by Caritas Europa

Mil millones de personas no reciben atención médica básica. Cada año, aproximadamente 150 millones de personas que utilizan los servicios de salud se ven obligadas a endeudarse y otros 100 millones caen por debajo del umbral de la pobreza debido a gastos médicos. Sin buena salud, las personas no pueden alcanzar su pleno potencial humano y la economía de su país no puede crecer.

Hace dos años, el 12 de diciembre de 2012, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó la resolución «Salud mundial y política exterior» que enfatiza que la salud es un elemento fundamental del desarrollo internacional. El objetivo de cobertura universal de salud es asegurar que toda persona reciba los servicios de salud que necesita sin tener que verse en dificultades económicas para pagar por ellos.

El acceso a los servicios de salud le permite a la gente ser más productiva y contribuir activamente a sus familias y comunidades. Asimismo, asegura que los niños puedan ir a la escuela y aprender. Por consiguiente, la cobertura universal de salud es un componente crítico del desarrollo sostenible y la reducción de la pobreza, y un elemento clave de cualquier esfuerzo para reducir las desigualdades sociales.

De acuerdo con la OMS:

  • La cobertura universal de salud no es únicamente la financiación de la misma, para tener éxito debe abarcar todos los componentes del sistema de salud: sistemas de suministro de servicios de salud, profesionales de la salud, instalaciones de salud o redes de comunicaciones, tecnologías de la salud, sistemas de información, mecanismos de garantía de calidad, gobernanza y legislación.
  • La cobertura universal de salud no se trata únicamente de asegurar un paquete mínimo de atención médica, sino de asegurar la expansión progresiva de la cobertura de los servicios de salud y protección contra riesgos financieros conforme haya mayor disponibilidad de recursos.
  • La cobertura universal de salud no significa cobertura gratuita de todas las posibles intervenciones en el ámbito de la salud, sin importar el coste, ya que ningún país puede suministrar gratuitamente todos los servicios de forma sostenible.
  • La cobertura universal de salud requiere que se adopten las medidas necesarias para lograr la igualdad, las prioridades de desarrollo, la inclusión y la cohesión social.

Durante muchos años, Caritas y otras organizaciones de inspiración católica han suministrado atención médica a personas necesitadas, tanto en situaciones de emergencia como cotidianamente, fomentando las capacidades de las comunidades locales para prevenir la aparición de enfermedades y suministrar medicinas y otros suministros vitales para programas de tratamiento. Desde 1987, Caritas le ha dado prioridad a sus esfuerzos para responder a la pandemia del VIH y el sida. Asimismo, Caritas trabaja en las áreas de tuberculosis, enfermedades no-transmisibles, la pandemia de la influenza y el ébola.

Con motivo del día de la Cobertura Universal de Salud, Caritas desea reiterar el llamado a que se le preste más atención a la salud como un importante tema transversal de políticas en la agenda internacional: la salud es un prerrequisito, un resultado y un indicador del desarrollo sostenible. Exhortamos a los gobiernos a que procuren brindar a todos acceso a atención médica asequible y de calidad, y que reconozcan el papel de la salud en el logro de los objetivos internacionales de desarrollo.

En esta ocasión, insistimos en que el acceso universal a la salud implica mucho más que atención biomédica. Debemos atender las necesidades sociales, emocionales y espirituales de todos los que padecen problemas de salud. Al respecto, recordemos las palabras del Papa Francisco: «La credibilidad de un sistema sanitario no se mide sólo por la eficiencia, sino sobre todo por la atención y el amor hacia las personas, cuya vida siempre es sagrada e inviolable».

Para mayor información sírvase contactar con Michelle Hough escribiendo a hough@caritas.va o llamando a los teléfonos +39 06 6987 9752 o +39 334 2344 136.

Donar


Por favor, haga una generosa donación a Caritas. Su ayuda hace posible nuestro

Pray

Caritas brought together a collection of prayers and reflections for you to use.

Ser Voluntario

La contribución de los voluntarios es fundamental. Descubra cómo puede ser uno de ellos.