El Papa Francisco le pide a Caritas coraje profético

Esta fría mañana de noviembre, los directivos de la Confederación Caritas Internationalis emprendieron una breve peregrinación que terminó en un encuentro con el Papa Francisco.

Caminaron a lo largo de la ancha avenida que conduce a la Plaza de San Pedro. Una vez allí, entraron en la Basílica a través de la Puerta Santa, pocos días antes de la conclusión del Año Santo de Misericordia y el cierre de dicha puerta, por un largo periodo. Luego celebraron la Eucaristía en una pequeña capilla, dentro de la Basílica y esperaron al Papa, en la magnífica Sala Clementina.

El Papa Francisco dejó de lado su discurso preparado y dijo que prefería tener un diálogo privado con Caritas. Una ruptura  del protocolo y un gesto muy apreciado de familiaridad.

Cardinal Tagle, at the beginning of Caritas audience with Pope Francis. Photo by Nicholson/Caritas

Cardinal Tagle, at the beginning of Caritas audience with Pope Francis. Photo by Nicholson/Caritas

Formaban un pequeño grupo, de unas 60 personas, procedentes de todos los rincones del mundo. El núcleo del grupo eran los miembros del  Consejo de Representación (REPCO)  de Caritas Internationalis, que comprende nuestro Presidente, S. Em.ª Luis Antonio Cardenal Tagle, y varios obispos y líderes de Caritas de diferentes países. También participó el personal del Secretariado General de CI de Roma, Ginebra y Nueva York.

Mons. Antoine Audo, Presidente de Caritas Siria, fue el primero en acercarse al micrófono para hablar con el Papa y abrir el diálogo. Después me comentó: «Me sorprende cómo el Papa Francisco siempre consigue seguir siendo él mismo. Quiere escuchar y dice sinceramente lo que piensa. Esto crea una dinámica de encuentro. Cuando dejó de lado su discurso, diciendo que quería hablar con nosotros, realmente derribó todos los muros”.

La conversación que Caritas mantuvo con el Papa Francisco trató asuntos mundiales, cercanos a nuestro corazón. Uno de ellos es la emigración. En 2017, la confederación lanzará una campaña mundial sobre dicho tema.

Refiriéndose a la campaña, en el texto preparado, el Papa Francisco había escrito: «Espero que esta excelente iniciativa abra muchos corazones, para la aceptación de los refugiados y migrantes, con el fin de se sientan verdaderamente «en casa», formando parte de nuestras comunidades. Sigan con su ayuda, con renovado compromiso, en los procesos de desarrollo y caminos de paz, en los países de los que estos hermanos y hermanas huyen o han dejado atrás para buscar un futuro mejor».

 

El Papa también nos pidió «coraje profético para rechazar todo lo que degrada a los seres humanos y que seamos pacificadores y reconciliadores entre pueblos, comunidades y creyentes».

Nos llamó a trabajar con otras comunidades confesionales, y no sólo para combatir la pobreza, sino también para aprender de los pobres «a partir de sus valores, su sentido de la solidaridad y compartiendo su capacidad de recuperación tras las dificultades y, sobre todo, sus experiencias vividas, como las que sufrió Jesús».

Al comienzo de la audiencia, el cardenal Tagle dijo al Santo Padre: «Nunca dejaremos de sorprendernos ante el coraje, esperanza y amor duraderos, que florecen incluso en los desiertos de la violencia y el dolor».

El Cardenal Tagle también pidió al Papa su bendición para «los humildes esfuerzos de Caritas Internationalis, para que en nuestras pequeñas obras de amor, el mundo pueda contemplar a Jesús, como rostro misericordioso de Dios».

Donar


Por favor, haga una generosa donación a Caritas. Su ayuda hace posible nuestro

Pray

Caritas brought together a collection of prayers and reflections for you to use.

Ser Voluntario

La contribución de los voluntarios es fundamental. Descubra cómo puede ser uno de ellos.